Alexandra Andrade, una lojana que lucha por los derechos de las personas con discapacidad.

#LojanosPorElMundo | Conoceremos un ejemplo de mujer lojana, alguien que ha dedicado gran parte de su vida a trabajar por el bienestar de los grupos prioritarios. Ella es Alexandra Andrade Elizalde, quien desde la capital canaliza ayuda para las personas con discapacidad.

Es oriunda de Alamor, fue ahí donde vivió su adolescencia a plenitud, pues recuerda que en su etapa escolar le gustaba participar en eventos de lectura, canto y danza, hasta la edad de 15 años pudo ser partícipe, luego de ello, la enfermedad de poliomielitis le dejó secuelas que le impedían la movilidad. Por ello, con tan solo 12 años viajó a Quito para un procedimiento quirúrgico, sin embargo, esto no fue posible, y lejana de darse por vencida, Alexandra luchó por sus sueños, empezó a hacer mucha terapia, y en ese camino encontró a muchas personas con discapacidad, con quienes entabló buena relación.

En su ánimo de superarse se capacitó para ser maestra en la línea artesanal y en cursos de enfermería, peluquería y todo lo relacionado a manualidades. Así mismo, estudió secretariado bilingüe. Durante algunos años trabajó en la compañía Huawei Tecnologies de la mano de los chinos obtuvo muchas destrezas, así como la disciplina, el trabajo y liderazgo, así mismo, aprendió un poco de mandarín.

Recalca que no le gusta la lástima, sino que cree en que las personas pueden superar cualquier obstáculo. Desde ese entonces decidió hacer un proyecto que le permita ayudar a los grupos prioritarios, mediante la canalización de ayuda humanitaria para niños y adultos con discapacidad. Hace 10 años creó la Fundación Hilando Sueños para la Discapacidad, en todo este tiempo ha llegado a 450 familias, y actualmente trabajan para la provincia de Loja y otros lugares.

La fundación tiene vinculación con universidades de la capital, lo que resulta beneficioso ya que esto ayuda a que los usuarios puedan capacitarse y aprender diferentes actividades. Así mismo, junto a las madres sacan adelante una microempresa de mermeladas, de igual manera venden café lojano para sacar fondos.

En el mandato del expresidente Rafael Correa recibió un reconocimiento por su labor social. Reconoce que nunca se ha sentido mal por su discapacidad, al contrario, siempre le gusta compartir con la gente.

Alexandra se define como una mujer que rompe todo paradigma, como alguien que no se ha rendido. “No puedo correr, pero sí lo hago con mi mente y corazón”. Es una mujer demasiado activa, por ello, en su tiempo libre le gusta pintar madera, cerámica, hacer postres, cortar el cabello, pintar uñas, leer e investigar sobre su enfermedad. Estudia la política de la discapacidad, ya que considera que en el país falta mucho para llegar a una inclusión total.

“Mientras tengas un sueño y vida no te rindas, la gente te puede decir que no vale, pero sino nos movemos no vamos a conseguir nada. El mundo es de los locos, de los que soñamos en grande, no es necesario tener tanto dinero”.

Actualmente, está centrada en seguir haciendo crecer su fundación, para llegar a más personas. También, pide a la ciudadanía que le ayuden a ayudar. Para quienes deseen donar pueden contactarla mediante redes sociales o al 0994681330.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *