Se salvó de milagro

Loja.- Aparentemente, el estado etílico de un conductor, fue la causa para que un vehículo se presipitara a un barranco y ocasionara daños materiales.

El percance que además de los daños en el automóvil placas PSC-0668 marca Suzuki y una vivienda; también dejó una persona herida, se registró a las 16h20 del viernes 5 de enero, en las calles Teniente Maximiliano Rodríguez y Guaraníes.

Emergencia

La emergencia fue coordinada por el ECU 911. Agentes Civiles de Tránsito y paramédicos llegaron al sitio y tuvieron que brindar los primeros auxilios a una persona de 25 años, que al realizar la valoración, evidenciaron que estaba en aparente estado etílico y tenía fracturas en varias partes del cuerpo.

Al parecer el automotor circulaba por el sector Las Peñas; supuestamente, el exceso de velocidad y al estar pasado de copas, perdió el control y cayó al barranco, destruyendo parte de una estructura de una casa y el automóvil con serios destrozos.

El herido que fue trasladado a una casa de salud, luego se negó a ser atendido debido a su estado. Posteriormente, el vehículo fue retirado del sitio. (I).