Aguas sulfurosas, aún vigente al norte de Loja.

Redacción: Zulay Torres

En el sector La Banda, cerca al zoológico municipal, encontramos un lugar lleno de historia  y tradición lojana, la denominada comúnmente “agua hedionda”, nombre que obtuvo producto del desagradable olor que emanaba el agua sulfurosa.

Al sitio acuden desde hace más de 100 años ciudadanos de toda la provincia que buscan  solucionar sus problemas de acné u hongos en la piel, pues según dicen las propiedades curativas de esta  significan una gran mejoría a sus problemas de piel.

Elsa Torres, una anciana de 88 años de edad nos hace conocer que hace varios años atrás la concurrencia de ciudadanos al sitio era mayoritaria. “La gente se bañaba en las pozas de agua  y colocaban el lodo en sus caras”,  esta acción se realizaba esperando la desaparición de acné en las personas.

Según nos manifiesta el agua a pesar de su olor también era ingerida por los ciudadanos con el fin de solucionar problemas pulmonares como el asma y alergias. Esta agua contiene un sin número de minerales como el azufre, calcio, magnesio, entre otros.

Actualmente la concurrencia de las personas ha disminuido significativamente, sin embargo encontramos un lugar con facilidades para que las personas que lo deseen puedan bañarse, el agua ha sido entubada y se cuenta con varias duchas a disposición de los usuarios.

Pedro Castillo oriundo de Zamora es uno de los ciudadanos que aún acude al lugar en busca de los beneficios del agua sulfurosa, este ciudadano  manifiesta haberse realizado varios tratamientos de acné  con  un sin número de médicos, sin embargo su piel no mostró las mejorías que esperaba, es así como llega a hacer uso de las denominadas aguas sulfurosas.

Su acné muestra mejorías notables con el uso de esta agua por ello intenta acudir al sitio al menos una vez por semana, nos manifiesta que el olor de esta era más fuerte y su color más oscuro, sin embargo sus beneficios aún siguen siendo importantes.

 

 

 

error: Content is protected !!